martes, 1 de septiembre de 2009

Veraneo de tres Bes y dos Pes

Escribo estos renglones ya en los últimos coletazos de este extraño, caluroso y huraño veraneo que nos ha tocada pasar. Ya sé que aún quedan tres semanas y para algunos ahora empieza su estío vacacional; pero aquí, en Villarcayo pasado San Roque como que el verano acaba y con él todo lo que este trae consigo. Sabemos que no es así y solo por poner un ejemplo en la ciudad vecina tienen suerte y arreaderas y se lo montan para prolongarlo, aunque solo sea anímicamente, hasta el Rosario. Queda claro que pasadas esas fiestas toca descolgar las chamarras que llega el frio de verdad.

Al hilo de todo esto, aún recuerdo de mi infancia, la mercería de las Tres Bes, desde cuyo mostrador el Sr. Pedro voceaba las supuestas tres consignas de su reclamo comercial: bueno, bonito y barato. Francamente creo que este lema se le puede asociar a este veraneo de 2009 y explico el porqué:


Bueno. Pues sí, el veraneo siempre es bueno, entre otras cosas porque lo hacemos en verano y de entrada hace bueno. También porque llegan los veraneantes, se hace más vida en la calle, se va con menos ropa, más estirado (disimulando los cocidos invernales), el personal está más radiante y sonriente. Todo eso es bueno pues ya tendremos tiempo de ponernos mustios y encogidos en el invierno. Con esto de la crisis además no le ha quedado más remedio a más de uno que volver al piso o la casa de los padres o abuelos, a esa segunda vivienda a la que venían de pequeños y que ahora como no llega para otros lujos resulta que se convierte en bicoca. Además, para alguno cuando vuelva al trabajo, le podrá servir para presumir de haberse ido de vacaciones con la que está cayendo. Hombre aquí en Villarcayo hubiera sido más bueno si el lunes de San Roque se hubiera hecho mercadillo, pues los comerciantes y hosteleros de la Villa hubieran tenido su día bueno, que para malos ya tienen muchos.


Bonito. El clima acompaña, y aprovechando la vuelta a esa segunda vivienda algunos han conocido la comarca, que esa sí que es bonita. Además se aprovecha para ejercer de guía turístico contando batallitas a la parienta y a los vástagos. Pero en una crisis no todo es malo, fíjate lo bonito que es pasar más días con la familia, todos juntitos en el piso. Qué pena, ¡recorcholis!, este año no hemos tenido fuegos artificiales, dicen que por orden de la autoridad regional. ¿Será para ahorrar?, no sé, porque en Briviesca en la misma fecha si los ha habido y que yo sepa también manda la misma autoridad regional, “cosas veredes amigo Sancho”.


Barato, si que lo ha sido, gastar, lo que se dice gastar poco, compra en el eroski que tengo carnet y a las piscinas del rio que hace calor y son gratis. No podemos olvidar que el veraneo de pueblo se basa en ir al rio, compartir comidas familiares y en disfrutar de las fiestas patronales, sobre todo si el tiempo acompaña como este año. Los comerciantes de la comarca (panaderos, carniceros, pescaderos) dicen que han tenido menos clientes, que parece claro que se consume menos, no es que se deje de comer, pero si sobra del día anterior no se tira. Los tasqueros dicen que los clientes piden menos y están más tiempo. Parece que la clave es que no renunciamos a los pequeños placeres pero controlamos bastante más el gasto. Hace unos días precisamente en un bar una pareja le comentaba a otra: “este verano nos toca arreglar la casa del pueblo, como están las cosas no podemos permitirnos ir a la playa, es la mejor manera de distraerse ya que después de todo el año encerrados en la ciudad necesitamos salir y en el campo tenemos la oportunidad de organizar barbacoas, de reunirnos con nuestros amigos, hacer duelos de dardos,..., y, además, así aprovechamos para arreglarlo, que lo tenemos un poco dejado, en invierno no solemos ir porque allí hace frío y ahora se debe estar genial por las noches".


Al final ha resultado que hemos tenido un verdadero veraneo de los del PP, no se ha podido redondear con la tercera P, pues la jodida crisis no le ha permitido a alguno ni comprar las Pipas para darse el Paseo antes de ir Pa-casa. Pero para estos días ya lo dicen los de la Peña Los Chapuzas en su pegatina “jode, ríe y bebe que la vida es breve”. Salud.